Maridaje perfecto: esquí y vino. Crans Montana pista Mont Lachaux y Cava Tantum Ergo Pinot Noir

Unos días después de la celebración de los Campeonatos del Mundo de 2019 en Åre (Suecia), las mejores esquiadoras del mundo estarán en Crans-Montana para competir en la Copa del Mundo en las especialidades de descenso y la combinada alpina. Las carreras están programadas para los días 23 y 24 de febrero en la pista Mont Lachaux.

Parte final del recorrido donde se aprecia la gran inclinación de la pista Mont Lachaux
Parte final del recorrido donde se aprecia la gran inclinación de la pista Mont Lachaux

La relación de esta bella estación de esquí suiza con la celebración de los grandes eventos deportivos se remonta a enero de 1911, cuando Sir Henry Lunn organizó en Crans la primera competición de esquí alpino del mundo, la “Roberts of Kandahar Cup”. El trazado del primer descenso discurría entre el glaciar de la Plaine Morte hasta debajo de Montana.


La estación de Crans Montana fue la sede del Campeonato Mundial de Esquí Alpino de 1987 y es sede habitual de las pruebas de Copa del Mundo desde 1977.

Crans-Montana es un referente para las carreras de velocidad en la categoría femenina y una parte importante de ese atractivo depende de la famosa y exigente pista de Mont Lachaux. La Federación Internacional de Esquí (FIS) ha reconocido la idoneidad de la estación de esquí del Valais y en el futuro será exclusivamente sede de las pruebas de velocidad.


A partir de la temporada 2020-2021, la celebración de las pruebas de velocidad (Descenso y Super-G) en Crans-Montana se trasladará a la tercera semana de enero, un cambio demandado desde el comité organizador durante mucho tiempo.

Experimentar el ambiente de la Copa del Mundo de Esquí Alpino en Crans-Montana es una experiencia totalmente única.

La pista del Mont Lachaux se encuentra entre las más difíciles del circuito femenino de Copa del Mundo. Conocida como la “Kitzbühel de ces dames”. Un descenso de un minuto y treinta y cinco segundos de una montaña rusa técnica que permitió a Ale Skardal, jefe alpino de la Copa del Mundo femenino, declarar que "la pista del Mont Lachaux está en el límite superior para la organización de un evento femenino".